Hígado Graso

El Hígado Graso es una patología benigna pero que es conveniente conocer su existencia y los síntomas pero puede evolucionar hacia cuadros más peligrosos como la cirrosis o el cáncer. El hígado graso suele aparecer a causa de la toma de grandes medidas de alcohol, azúcares o grasas.

El nombre médico que recibe esta patología es esteatosis hepática,  (FLD en inglés), y es la forma más frecuente de esteatosis. Es posible que no se produzca lesión hepática debido a la gran capacidad funcional del hígado y que por lo tanto pase inadvertida.

Una de las consecuencias que tiene es un aumento de tamaño del hígado el cual adopta un aspecto moteado y blando. Las células del hígado (hepatocitos) presentan gotas de grasa que pueden ser pocas de gran tamaño o muchas pequeñas.

Si el hígado graso no se interrumpe puede hacer que aparezca fibrosis en período de años, pudiendo resultar un 20% en cirrosis hepática y un 2% cáncer de hígado. Es la segunda causa de trasplante hepático en Estados Unidos y en los próximos 10 años se prevé que sea la primera causa.

Recuerda mantener una alimentación sana y equilibrada, consumir el mínimos de alcohol posible para cuidar de tu salud y prevenir enfermedades como esta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.